Wagner insta a líderes indígenas de países andinos a proponer acciones para lograr mayor cohesión social

Lima, 12 dic. 2005.- El Secretario General de la Comunidad Andina, Embajador Allan Wagner Tizón exhortó hoy a los líderes indígenas de los países andinos reunidos en la CAN para que, a partir del diálogo sobre la interculturalidad, propongan acciones concretas que permitan avanzar en la construcción de sociedades mejor integradas, con mayor cohesión social. “Este es quizá el mayor desafío que al momento enfrentan los países andinos y el proceso de integración debe contribuir positivamente a encararlo”, subrayó.

El llamado lo hizo al inaugurar el seminario “Pueblos Indígenas y Gobiernos Locales: Conocimientos tradicionales, interculturalidad y cohesión social”, que contó con la participación de la Primera Dama del Perú y Presidenta Honoraria del Fondo Indígena, Eliane Karp de Toledo; y del Director de la Oficina Regional de la OIT para los Países Andinos, Ricardo Hernández-Pulido.

Participaron también la ex ministra de Relaciones Exteriores del Ecuador y actual miembro del Foro Permanente de Naciones Unidas para cuestiones indígenas, Nina Pacari; el ex ministro de Bienestar Social y Presidente de la Escuela de Gobierno de Ecuador, Luis Maldonado; el Alcalde de Páez en la Guajira venezolana, Hebert Chacón; el ganador del Premio Príncipe Asturias por su gestión como Alcalde de Cotacachi, Imbabura, del Ecuador, Auki Tituaña; así como líderes indígenas de gobiernos locales y expertos indígenas en biodiversidad de los cinco países andinos. Mañana se incorporará Jaime Andrade Guenchocoy, Presidente del Fondo para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y el Caribe.

Wagner saludó también la presencia de especialistas indígenas en recursos genéticos, toda vez que la protección del conocimiento tradicional de los pueblos indígenas, en particular en lo que concierne al acceso y aprovechamiento sustentable de la biodiversidad, es “una tarea pendiente en la CAN que es necesario afrontar cuanto antes”.

Anunció que se está trabajando, en coordinación con la Universidad Andina Simón Bolívar, un programa común para introducir en el currículo escolar básico de los cinco países los valores y contenidos de integración, incluyendo “la valoración de la diversidad cultural y el ejercicio de la interculturalidad”, que contribuirán a fortalecer nuestra heterogénea y rica identidad cultural y una cultura de paz, cooperación e integración.

Por último, solicitó a los líderes indígenas apoyar, con propuestas y recomendaciones, la puesta en marcha de la Mesa Indígena, creada hace dos años, así como la profundización de los principios contenidos en la Declaración de Machu Picchu (2001), a saber la vinculación e interdependencia entre la superación de pobreza, el reconocimiento de los derechos colectivos de los pueblos indígenas y el fortalecimiento de la democracia. “En este trípode está la clave para construir sociedades más integradas y Estados que respondan más a las necesidades sociales de los pueblos”, recalcó Wagner.

El Director de la Oficina Regional de la OIT para los Países Andinos, Ricardo Hernández-Pulido, destacó la labor de la OIT en el tema indígena y expresó su esperanza de que esta reunión permitirá tener las orientaciones que permitan seguir trabajando en ese esfuerzo común y compartido por lograr el respeto de los derechos de los pueblos indígenas. Por su parte, el Alcalde de Páez, Guajira, de Venezuela, Hebert Chacón, refirió que son 34 los pueblos indígenas que sobreviven en Venezuela y han sido objeto de exclusión sobre todo en zonas fronterizas. Refirió, sin embargo, que hay avances en el reconocimiento de sus derechos, como es la reciente ley sobre derechos de los pueblos originarios aprobada en la República Bolivariana de Venezuela.